¿Por que “Blindar” tu casa?

¿Por que “Blindar” tu casa?

Ya ha pasado la temporada de vacaciones. La época favorita de los ladrones para efectuar sus robos, aprovechando la ausencia prolongada de los propietarios de las viviendas. Pero una vez terminado el periodo estival ¿podemos bajar la guardia?

Según los datos ofrecidos por el Ministerio del Interior,  durante el año pasado se registraron 113.452 “robos con fuerza en domicilios” sobre todo el territorio nacional. De ellos, 19.913 tuvieron lugar en la Comunidad de Madrid de los que concretamente 7.601 se cometieron en la capital, situándose así como la ciudad española más afectada por este tipo de delitos.

Dadas las cifras, y aunque la mayor parte de los robos se producen en verano, es evidente que no debemos bajar la guardia.  Por ello es imprescindible que valoremos la posibilidad de sufrir un robo en nuestro domicilio como algo real, que puede suceder y que en nuestra mano está el minimizar las probabilidades de que esto ocurra. Cualquier ladrón que observe una vivienda en la que escaseen las medidas de seguridad, la fijara como un objetivo fácil, y la colocará en su punto de mira..

Es por ello que la principal recomendación es dotar mínimamente nuestra vivienda.  Lo principal es tener al menos:

  • Consejos de Seguridad FichetRejas: Si vive en un chalét, un piso bajo, en primera planta o ático es imprescindible colocar verjas o rejas en ventanas y puertas, que pueden llevar herrajes con puntos de cierre adicionales y marcos y cristales resistentes.
  • Puerta de seguridad: Debe ser como mínimo blindada y preferiblemente acorazada. Tener al menos dos puntos de cierre y no dejar hueco con el suelo para evitar apalancamientos. Debe confiar en marcas de reconocido prestigio en este ámbito, marcas como Fichet, dejar que le asesoren y convencerse de que una puerta acorazada no es un gasto, es una inversión.
  • Alarma: Hoy en dia y gracias a los grandes avances de la electrónica existen multitud de empresas de seguridad que facilitan la instalacion y mantenimiento de un buen sistema de alarma con precios asequibles. Su sola presencia (mediante un cartel en la fachada, por ejemplo) espanta a los potenciales asaltantes, que suelen fijarse en los objetivos más fáciles.